Mi maestra y yo

El día que tanto esperaba había llegado cuando mi maestra de historia
me había invitado a su casa porque me he ganado su aprecio por ser el mejor
del salón les daré una leve descripción de mi maestra, tiene unos ojos muy
lindos, unos labios carnosos y un cuerpo monumental, para terminar mide como
uno setenta y no tiene hijos, su esposo también es maestro ese día nos dejó
una tarea, terminando la clase me dijo:

MAESTRA: hola Omar como estas oye me preguntaba si te gustaría ir a mi casa a
cenar te quiero presentar a mi esposo le he platicado mucho de mi alumno
favorito. ¿Qué dices?

OMAR: si claro, porque no, será un gusto conocer a su esposo

MAESTRA: entonces te dejo la dirección y nos vemos a las 8

OMAR: si allá nos vemos

En ese momento fui con un amigo que vende droga me dio un polvo que dijo que
dejaría sin habla a quien sea y su cuerpo no se movería y si lo juntaba con
alcohol dormiría por completo y al otro día se les olvidaría todo, le pague
muy poco porque a él lo salve de un asalto y me la debía. Me fui a cambiar
y me dirigí a su casa toque la puerta y me abrió ella:

MAESTRA: hola Omar que gusto que vinieras no te perdiste

OMAR: no su dirección me queda muy cerca

MAESTRA: que bueno pero pasa

Entre y era una casa muy bonita y amplia.

MAESTRA: te quiero presentar a mi esposo, mi amor él es Omar el alumno del
que te platique es un joven muy aplicado, Omar él es Roberto mi esposo

ROBERTO: Omar es un gusto conocerte y también me da gusto que le caigas tan
bien a mi esposa

OMAR: el gusto es mío señor, su casa es muy bonita

ROBERTO: gracias

MAESTRA: pasen a la mesa la cena está servida.

Entonces nos dirigimos a la mesa y nos sentamos a comer, toda la cena
platicamos de las estrategias de un mejor estudio y me pareció que le
sorprendió mi intelecto a los dos la cena termino y fuimos a la sala.

ROBERTO: Omar quieres un trago no me gusta presumir pero hago unas muy buenas
cubas

OMAR: si está bien lo acompaño para ver como lo hace

Después de que los tres seguimos platicando ahora de cosas más íntimas como
de la familia después de unas cantas copas le dije:

OMAR: Déjame que vaya yo ya observe como le haces lo hare yo

Entonces fui a la cocina y se la prepare, le eche la mitad del polvo y lo
mejor de todo era que la maestra no había tomado nada

OMAR: ten Roberto a ver si me salió bien

la probo y le gusto me supongo que el polvo le dio un buen sabor, después
empecé a platicar con la maestra y nos dimos cuenta de que su esposo se
durmió y me ofrecí a llevarlo a su cama y en su cuarto le busque sus
cosas y encontré sus llaves de la casa, regrese con la maestra .

MAESTRA: te pido una disculpa nunca hace esto supongo que se emborracho
porque le caíste bien

OMAR: si eso supongo, disculpe no le gustaría que le prepare un te

MAESTRA: si está bien

Me dirigí a la cocina y se lo prepare y le puse lo que quedaba del polvo y
se lo di

MAESTRA: hummm que buen te, te salió muy rico

Supongo que también al te le dio un buen sabor

OMAR: bueno creo que ya me voy ya es un poco tarde, hasta mañana

Me fui y di un paseo de 5 minutos después regrese a su casa.

Entre y no había nadie pero la luz del baño estaba prendida y vi
a la maestra tratando de ponerse la pijama de dos partes ,se la puso pero
después vómito y mancho la parte de arriba y se lo quito con muy poca energía
y se envolvió una toalla entonces dije

OMAR: Maestra necesita ayuda

volteo a ver y dijo

MAESTRA: Omar que haces aquí

OMAR: solo regrese por algo que olvide

MAESTRA: pues si ya encontraste esa cosa te pido que te retires

Y trato de salir pero yo me atravesé y no la deje pasar

MAESTRA: que haces quítate del camino

OMAR: déjeme ayudarla maestra

Y al tiempo le quite la toalla y ella reaccionando
rápido trato de cruzar sus brazos pero yo le sujete los brazos y solo bajo su
cabeza para tratar inútilmente de cubrir sus pechos con sus cabellos y no se podía jalar
porque no tenía nada de energía, con sus brazos le rodé el cuerpo y la
estampe en la pared besándole el cuello y arrimándole mi miembro, cuando
de repente se jalo muy fuerte pero cayo ella y yo encima entonces comencé a
besarle los pechos, ella trataba de decir que me
detuviera pero no podía hablar, entonces la cargue y me la lleve a la sala y
la puse en la alfombra, le quite la parte de abajo de su pijama, y ahora que
estaba completamente desnuda envés de empezar a hacerle el amor solo le
empecé a acariciarle y besarle todo el cuerpo con mucha delicadeza unos 5
minutos después me di cuenta de que la maestra ya estaba bien mojada y se
retorcía de la excitación ahí fue cuando comenzó a penetrarla
y solo vi que ella serraba sus ojos después
de que me corrí trate de levantarla y después para terminar la hinque
enfrente de un sillón e ice que se recargara con sus antebrazos y le empecé
a acariciar los glúteos y los muslos y le comenzó a hacerle un sexo anal y a
los 15 minutos me volví a correr se escuchó un gran gemido que hizo ella que
se escuchó en toda la casa y se quedó dormida, descanse un poco y limpie
todo, le lave todo el cuerpo, vestí a la maestra, con otra de sus pijamas que
tenía en su habitación, lave su otra pijama y el baño porque había ensuciado
todo cuando vómito, la lleve a su cama junto a su esposo y la tape, le regrese
las llaves a su esposo y me fui satisfecho.

Al otro día en la escuela después de la clase de historia y la maestra me
dijo que me quedara que quería platicar conmigo me estremecí tanto que hasta
cambie de color “acaso ese polvo no sirvió y se acuerda de todo si es así
me va a ir como en feria”

MAESTRA: Omar me creerías que no recuerdo nada de lo que paso ayer solo cuando
mi esposo se quedó dormido

OMAR: no recuerda que lo lleve a su cama platicamos un rato y me fui hasta me
fue a dejar a la puerta

MAESTRA: No, no recuerdo nada mi esposo tampoco y te pide una disculpa por lo
que le paso

OMAR: está bien a todos les pasa eso

Dos meses después la maestra me dijo que estaba embarazada y la felicite,
todavía con el arrepentimiento de lo que hice.