Hardcore

Un taxista se folla en el asiento trasero a una joven gótica

Una guapa joven gótica folla con su chofer en el asiento trasero del taxi. La morena lo provoca enseñado el chocho y posando para el a través del retrovisor interior del vehículo. El chofer terminará pasándose al asiento trasero para follarse a la morena.

Recopilación de folladas con la colombiana Canela Skin

La colombiana Canela Skin es la protagonista de este recopilatorio en el que veréis sus mejores folladas. Esta morenaza de tetas operadas mueve su cachetes follando con un hombre o con dos, con Alexa Tomas, o practicando con ellos la doble penetración.

Recopilación de debuts de actrices en la doble penetración

Vídeo porno en el que se recopilan las primeras dobles penetraciones ante la cámara de Madison Parker, Melissa Lauren, Janet Alfano, Tabitha James, Jessica Moore, Harmony Rose, Aarielle Alexis, Mackenzee Pierce, Tara Lynn Foxx, Amy Brooke y Amber Rayne.

Giselle Leon recibiendo dos corridas internas consecutivas

Giselle Leon folla con dos negros en este trío interracial en el que ejerce de ejecutiva. En su despacho los dos mandingos follan con sus grandes rabos negros el coño hambriento de la guapa chica de nariz aguileña, llenándola con abundante semen caliente.

Follada con la lolita venezolana Verónica Rodríguez

Con el pelo recogido en dos coletas sexys, la venezolana Verónica Rodríguez goza en una excitante follada vaginal. La lolita de tetas pequeñas calza zapatos altos de tacón, y disfruta siendo penetrada por una enorme verga erecta el vídeo porno venezolano.

Brutal follada anal con la lolita guarrilla Kat Dior

Kat Dior hace de lolita cachonda en esa escena fetichista. La rubia hace uso de una enorme consolador doble para follar los agujeros de su cuerpo que no están ocupados con polla dura. Calza zapatos de tacón de aguja con calcetines de rejilla blancos.



Relatos Eróticos & Articulos de Sexo

Venezolana desvirgada

En el invierno de 2002, cuando yo tenía unos 20 añitos, tuve una experiencia inolvidable, que me hizo gozar como loco, me mostró el infinito y me dio vuelta la cabeza. Ahora paso a relatarles lo que sucedió aquella noche increíble. Yo había sido invitado por unos amigos míos a un asado, en un country en las afueras de Buenos Aires. Los comensales eran alrededor de 30, pero lamentablemente, y como en general sucede en estas ocasiones, éramos más hombres que mujeres, así que yo traté de ponerle buena onda al asunto, y así pasarla lo mejor posible, aunque no tenía ninguna esperanza de irme con una hembra del lugar. La mayoría de las chicas eran conocidas mías, todas entre 19 y 21 años, algunas muy lindas pero con un grado de estupidez en sus mentes que llamaba la atención. Pero había dos mujeres, mejor dicho dos “fierros” que partían la tierra al medio, y a las cuales yo nunca …Ver mas